Templo Oración

En el Templo de Oración, Luz, Paz y Energía, los hermanos de la Orden del Temple oran para ayudar a todo aquel que lo solicite ante cualquier situación personal y/o colectiva.

Donaciones

Como Organización sin ánimo de lucro y de base religiosa, aceptamos donaciones que puedan hacer que nuestra labor continúe diariamente al servicio del Cristo.
(En muchos países este tipo de donaciones tienen deducciones fiscales).

Información Usuario

('proxyTitle','Proxy IP Address')
3.226.243.130
United States United States
IP Address
3.226.243.130
United States United States
Explorador
Unknown Unknown
Sistema Operativo
Unknown Unknown

Su Hora

Música

module by Inspiration

Recommended service:
dating information
La Cruz Patriarcal
Publicaciones Orden del Temple - Temas sobre el Temple y el Medioevo
Escrito por María de Aquitania   
Domingo, 27 de Octubre de 2013 00:00

Esta cruz, es conocida como Cruz Patriarcal. Su leyenda dice, que en el año 326, un ermitaño acompañó a Santa Elena, madre del Emperador Constantino, al lugar donde había tenido lugar la crucifixión de Nuestro Señor Jesucristo en el Gólgota. Allí, la santa emperatriz, localizó cinco trozos de madera pertenecientes al madero sagrado, basando esta afirmación, en el hecho de que éstos habían curado a una enferma que se rumbó sobre ellos.

Santa Elena, regaló esa cruz al Patriarca de Jerusalén, que la mandó colocar en una capilla de la Iglesia del Santo Sepulcro. Pasaron los siglos, y todo siguió más o  menos igual en lo que a la cruz se refiere, hasta que en el año 1.192, cuando el Emperador Federico II Stauffen iba a autoproclamarse rey de Jerusalén, se le aparecieron dos ángeles de la nada y le arrebataron la cruz al Patriarca, que consintió aquel hecho, llevándosela al cielo en señal de protesta. Cuatro años después, esa cruz apareció en Caravaca, cuando esta población pertenecía a los Caballeros Templarios, santificando la ciudad y dándole intrínsicamente categoría de Centro del Mundo.

Por último, recordaremos que según parece, la primera cruz que portaron los Caballeros Templarios en el año 1.118, unos nueve años antes de su oficialización, fue una cruz Patriarcal de color bermejo, sobre el hombro izquierdo del manto blanco que portaban, ya que aunque se hospedaran en los sótanos del Templo de Salomón allá en Tierra Santa, debemos tener en cuenta que dicho Templo estaba situado junto a la Iglesia del Santo Sepulcro y que la relación con los monjes que la custodiaban era excelente, pues hasta les cedieron un trozo de los terrenos pertenecientes a la Iglesia y que la relación con el Patriarca de Jerusalén era muy buena.

De ahí, que la primera que portaron fue la Patriarcal, aunque luego llevaron otras como la de las Ocho Beatitudes, la Tau o la Patada, que iremos desarrollando en los siguientes artículos.